O.B.D.C

OBDC surgió de la idea de que el mundo necesita un equilibrio. No hay opción a que el bien exista sin el mal, el día sin la noche… La familia Halsey tenía en su espalda más malos actos que buenos, pero siempre supo cuidar de los suyos.
No era necesariamente familia, también cuidaba de vecinos, cuidaba de los trabajadores honrados, de las buenas personas, de la gente que hacía crecer la ciudad con el bien. Ellos hacían lo que a otros les daba miedo.
Eran justos a su medida, dentro de sus posibilidades. Nada de niños, nada de ancianos, a la gente bondadosa no se les toca, a la gente de bien se les protege. Pero si por un determinado tiempo, una mala decisión, un camino erroneo, se desviaban, serían objetivo puro y duro de la justicia por su mano.

Ivy Halsey creció con la idea, de que hay que dar para recibir, que la venganza era sutil y necesaria. Creció con la idea, de que no siempre la justicia en Florida era correcta, y el que peor era no podría tener la posibilidad de seguir haciendo daño. Y para eso estaban ellos, para corregir esos errores de la Ley, para poner en orden lo que no se puede evitar.
OBDC nació en Florida, entre los hermanos Halsey, Fallath y demás amigos, mientras charlaban y reían de una posibilidad de expandirse a otra ciudad. 
Habían escuchado hablar infinidad de veces, que la muerte reinaba en Los Santos. No había ley, no había justicia, todo era un desequilibrio, en el que el mal se había apoderado de las calles.
Corrupción, bandas callejeras empoderadas, armas sin control, eso en manos de Marco y Klaus no ocurría en Florida, Miami. Allí todo estaba totalmente controlado, y si alguien se salía del tiesto, se le cortaba las raíces. 
Entiendo que puedas pensar, pero también erais maldad, sí. Se luchaba la maldad con más maldad, la muerte con más muerte, un mal que aportaba bien para una mayoría que quería vivir en paz.
OBDC sin ir más lejos, es una organización criminal pensada para todo aquel que esté a favor de manejar la ciudad y controlarla desde el lado oscuro, desde la sombra.
No son pandilleros, no son delincuentes de poca monta, son personas con una doble vida. Con familia, con amigos, amores, malos días y buenos. Son personas con la capacidad de tener la sangre fría cuando toca, con la capacidad de saber que hay momentos donde se debe usar la fuerza para combatir otras, y sin embargo capaces de dar amor, un abrazo, o la mano a quien la necesite.

La mayoría tienen sus vidas, su pasado, y un futuro que quieren mejorar, aunque sea a golpe de espada.
La vida y la muerte, el mal y el bien… Todo está ligado.
OBDC busca a cualquiera que tenga los huevos de hacer lo correcto en el momento oportuno, aunque eso sea algo malo. 
Da igual tu pasado, da igual tus creencias, da igual tu color de piel, tu altura, tu procedencia. Un grupo libre, con un objetivo bien claro, erradicar el exceso de maldad de la ciudad.
Conseguir el equilibrio que tanto necesita la vida y el bienestar general.
Te imaginas una vida sin maldad? No se valoraría los momentos buenos, todos serían igual. No se valoraría la llegada del trabajo y encontrar a tus pequeños en el sofá alegres de que hayas llegado bien. Se volvería una monotonía que muchos, no estaría disponibles a soportar.
Controlar a cada milímetro la entrada de drogas, las armas, quien se atreve a atacar a sus ciudadanos de bien…
Somos la mano justiciera que muchos no aceptan, los que no tenemos sitio en el cielo si es que existe, pero los que moriremos sabiendo que regamos de equilibrio a la ciudad.

Son tiempos dificiles, donde todos opinan desde sus casas, y pocos se manifiestan y actuan contra lo que de verdad ven mal. Todo el mundo se atreve a juzcar, y no nos perjudicará la opinión de muchos, mientras otros estén a salvo en sus hogares.
Haremos lo necesario, nos mancharemos de sangre y nos haremos respetar. Propagaremos la ciudad de justicia criminal, no habrá quienes nos impidan apoderarnos de las mentes de todo aquel que quiera y tenga los huevos de demostrar que quieren un futuro mejor de lo que hay ahora.
La resistencia? la indiferencia? Defenderemos al maltratado, y castigaremos al maltratador. Nos ensuciaremos las manos de sangre de quienes juraron defender la vida y nos han fallado. Señalaremos y usaremos la fuerza, con aquel que se atrevió a usar la maldad por placer y diversión.

Júzganos sin saber, júzganos sin conocernos, júzganos. Hazlo, sabemos que no serás capaz de hacer lo que nosotros, sabemos que solo son palabras, y solo nuestros actos serán recordados de por vida. Pero recuerda, que el día que salgas por la noche con la seguridad de que nada te pasará, se la deberás a gente a la que juzgas. Policías, seguridad, a nosotros…
No somos un grupo político, ni un grupo que odie a la gente y mucho menos a la policía.
Somos una organización criminal creada para hacer lo que la justicia en muchos casos falla. Para terminar con la mala hierba, aunque nosotros seamos peores que ellos.
La verdad nos hizo libre, ya nada nos puede hacer daño. Nuestros ideales nos guían y no habrá limites para nosotros.

 

Nuestro principales objetivos son la información, los ajustes, la corrección a base de la fuerza si es necesaria, el control de la droga y las armas en la ciudad.

La diferencia, es que no lo cantamos a los 4 vientos, cuando menos te lo esperes, conocerás de nosotros, y desearás no volver a saber nada al respecto.
Actualmente OBDC está liderado por Ivy Halsey, quien de forma solitaria está recaudando información y contactos.
Si quieres que las cosas se hagan bien, no tengas prisa. La vida pone cada camino que debes tomar a tus pies, y ya, en ese momento, será tu decisión si dar los pasos adecuados para crecer.

Miembros

Líder

Ivy Halsey